fbpx

Los trastornos de alimentación no son una condena, son un problema que tiene solución.

Los trastornos de alimentación son uno de los problemas que más ansiedad generan en la sociedad. Si nos preguntamos qué es un trastorno de la alimentación, lo definiríamos como un problema relacionado con la conducta alimentaria que afecta de forma grave la salud de quienes la padecen.

Pueden ser de diferente tipo, pero hay dos que siembran especial preocupación: la anorexia nerviosa y la bulimia.

Estos trastornos alimenticios afectan especialmente a las jóvenes y generan multitud de dudas en los padres y madres: ¿cómo sé si mi hija o hijo padece anorexia o bulimia?, ¿cómo reconocer los síntomas? o ¿qué puedo hacer? son algunas de las preguntas que pasan por sus mentes.

Aunque los síntomas pueden parecer evidentes, muchos adolescentes los ocultan, con serias o fatales consecuencias. Por eso, quiero darte unas pequeñas pinceladas para que tengas más claro cómo se manifiesta un trastorno de alimentación de este tipo.

Estos son los síntomas de la anorexia nerviosa.

anorexia terapia psicológica vitoria

El perfeccionismo y la necesidad de control son dos características típicas de la persona que sufre un trastorno de anorexia nerviosa. Solo cuando se niega a comer, siente que tiene el control de su vida.

Esta persona cree de manera firme e irracional que está gorda, incluso cuando su delgadez es evidente. Sencillamente, no es capaz de ver su cuerpo como es en realidad. 

En esta obsesión por adelgazar, las personas con anorexia prácticamente dejan de comer, con graves consecuencias para su salud y su vida. Por eso es tan importante detectar a tiempo las conductas y los hábitos que se generan a raíz de este trastorno.

Conoce ahora los síntomas de la bulimia.

bulimia terapia psicológica vitoria

La persona con bulimia come grandes cantidades de alimentos altos en calorías, para luego vomitarlos y/o eliminarlos con laxantes. Además, alterna estos atracones de comida con dietas extremas, variando su peso de forma dramática.

Estos comportamientos suponen un peligro muy serio para la salud.

A nivel físico, pueden padecer deshidratación, desequilibrio hormonal, agotamiento de minerales importantes y daño a los órganos vitales. A nivel psicológico, las personas que padecen esta enfermedad suelen experimentar depresión, ansiedad y abuso de substancias.

La terapia familiar en trastornos de alimentación.

Es importante saber que, si no identificamos y tratamos la anorexia y la bulimia de jóvenes, el trastorno se mantendrá de adultos. Por eso es crucial conocer los síntomas y contar con la colaboración de todos los miembros de la familia, de su comprensión y paciencia, sabiendo cómo actuar en cada caso. 

Una terapia familiar enfocada en estos trastornos de alimentación te dará la información y las pautas necesarias para ayudarte en estos momentos complicados, determinar si existe un problema y trabajar para ponerle solución. 

Porque con el tratamiento, las herramientas y la terapia adecuada.

Solo necesitas dar un primer paso y pedir ayuda para recuperar el control y la salud en tu vida o de las personas que más quieres.

Ir arriba